• Sólo Online

DISFRAZ DE ESQUELETO REALISTA PARA NIÑO

DISFRAZ DE ESQUELETO REALISTA PARA NIÑO (8-10)

45,98 €
  • Sólo Online
Disfraz de esqueleto realista para niño talla 8-10, ideal para llevar en Halloween y otras fiestas de disfraces. Incluye un mono largo de color negro con un diseño de esqueleto en 3D, unos guantes, una máscara y un par de cubrezapatos a juego.
Este disfraz de esqueleto infantil está diseñado para niños con una altura de entre 124 y 137 centímetros aproximadamente.


Vamos, te vienen a buscar para que les acompañes a la fiesta de Halloween. Pero no te olvides de regresar al cementerio antes de que amanezca. Con tu disfraz de esqueleto realista para niño podrás salir con tus amigos o familiares a buscar chucherías y asustar a todos tus vecinos en cuanto te abran la puerta. Este atuendo consiste en un mono largo en color negro con el diseño de un esqueleto en relieve. El esqueleto tiene un aspecto desgastado y el color se va acercando cada vez más al marrón claro. Además, la figura de la calavera tiene un rostro tétrico y agresivo. El disfraz también incluye unos guantes, una máscara y un par de cubrezapatos. Muévete como si fueras un auténtico zombi y combina este atuendo con un hueso grande de esqueleto para causar, todavía, más pánico. ¡Este año, te quedarás en los huesos durante la noche de Halloween!
Leer más
Selecciona una talla

Descripción

Disfraz de esqueleto realista para niño talla 8-10, ideal para llevar en Halloween y otras fiestas de disfraces. Incluye un mono largo de color negro con un diseño de esqueleto en 3D, unos guantes, una máscara y un par de cubrezapatos a juego.
Este disfraz de esqueleto infantil está diseñado para niños con una altura de entre 124 y 137 centímetros aproximadamente.


Vamos, te vienen a buscar para que les acompañes a la fiesta de Halloween. Pero no te olvides de regresar al cementerio antes de que amanezca. Con tu disfraz de esqueleto realista para niño podrás salir con tus amigos o familiares a buscar chucherías y asustar a todos tus vecinos en cuanto te abran la puerta. Este atuendo consiste en un mono largo en color negro con el diseño de un esqueleto en relieve. El esqueleto tiene un aspecto desgastado y el color se va acercando cada vez más al marrón claro. Además, la figura de la calavera tiene un rostro tétrico y agresivo. El disfraz también incluye unos guantes, una máscara y un par de cubrezapatos. Muévete como si fueras un auténtico zombi y combina este atuendo con un hueso grande de esqueleto para causar, todavía, más pánico. ¡Este año, te quedarás en los huesos durante la noche de Halloween!